Agencia de inbound marketing.
Medellín, Colombia.


+(4) 444 16 68
01 8000 52 71 19

¿Qué es Benchmarking y para qué sirve?

¿Qué es Benchmarking y para qué sirve?

El benchmarking es una herramienta de gestión que utilizan las empresas para comparar las características y el desempeño de sus productos y/o servicios, con los de la competencia. Autores como Michael Spendolini, definen al benchmarking como un proceso de recopilación de información clave, no sólo de los competidores, sino también de cualquier organización (grande o pequeña, pública o privada, nacional o internacional).

Para este autor, el benchmarking “es un proceso sistemático y continuo para evaluar los productos, servicios y procesos de trabajo de las organizaciones que son reconocidas como representantes de las mejores prácticas, con el propósito de realizar mejoras organizacionales”.

Para hacer benchmarking, las empresas comparan las prácticas que se llevan a cabo en su negocio con las de las organizaciones que se consideran líderes en el mercado y a su vez, tienen una amplia aceptación social. Estas prácticas son clasificadas según las diferentes áreas de la empresa, tales como: administración, finanzas, mercadeo, ventas, etc. De esta forma, las compañías distinguen estratégicamente, las diversas prácticas que se llevan a cabo dentro de su modelo de negocio.

Tipos de Benchmarking

Los tipos de benchmarking representan las distintas formas en las que se puede llevar a cabo este indicador de excelencia. Se puede aplicar al área interna de una empresa o a un proceso comparativo entre competidores y organizaciones genéricas.

No obstante, cualquier tipo de benchmarking debe realizar un proceso investigativo donde se deben plantear muchas preguntas de acuerdo al tipo de comparación que se desee hacer. En este sentido, los tipos de benchmarking son:

Benchmarking interno

El benchmarking interno es aquel que realizan las empresas para comparar distintas áreas dentro de sus mismas estructuras organizacionales. Es decir, se trata de tomar como ejemplo, las prácticas que utiliza una determinada área, que a diferencia de otras, está obteniendo un excelente desempeño. Esto le ayuda a las empresas a responderse ¿Cómo crear equilibro entre departamentos y establecer metas compartidas? ¿Que áreas necesitan mayor impulso y cuáles son las estrategias más efectivas para lograrlo?

Benchmarking competitivo

El benchmarking competitivo se trata de medir el desempeño de los competidores tanto en producción, como en procesos, con el objetivo de detectar y evaluar cuales son los elementos que se deben mejorar para superar a la competencia. ¿Qué tipos de indicadores deben tomar en consideración – en base a su competencia – las empresas que desean llevar a cabo un benchmarking?

  • Tamaño del mercado: unidades por mes, semana o año.
  • Ventas anuales.
  • Principales dificultades dado el entorno.
  • Principales oportunidades.
  • ¿Cuál es el siguiente paso de esa empresa?
  • Actividades clave del negocio.
  • Principales competidores
  • Principales stakeholders

El benchmarking competitivo utiliza más recursos en comparación a los que puede utilizar el benchmarking interno, ya que en el caso de la segunda, la información se obtiene de la propia empresa. El gran reto que tiene hacer comparaciones entre competencias es la disponibilidad y confianza que pueden tener las otras empresas en ti, para darte fácilmente esa lista de información.

Benchmarking funcional

El benchmarking funcional se aplica a empresas u organizaciones que no representan necesariamente una competencia directa, con la finalidad de evaluar qué estrategias se están llevando a cabo en otros sectores y cuáles de ellas puedes incorporar a tu empresa.

A diferencia, del benchmarking competitivo, el funcional es mucho más sencillo de llevar, ya que al no ser competencias directas estas empresas, podrán darte los datos de su trayectoria, de forma más sencilla.

¿Para qué sirve el benchmarking?

Para Spendolini, el benchmarking sirve para crear una excelencia genérica entre las empresas. Existen elementos que todas las compañías deben tener en común (ya sea por un aspecto legal o por un estándar social), el autor plantea el proceso de facturación, como uno de ellos. En este sentido, si la elaboración de facturas, es una práctica común en todas las empresas, debe haber por consiguientes, algunas prácticas genéricas de facturación que se puedan observar y medir en cualquier organización.

Por otro lado, las empresas que realizan benchmarking podrían aprender algo de las otras compañías, utilizando como indicadores, precisamente esas excelentes prácticas que son muy importantes de considerar. Se trata en sí de estudiar (a profundidad) las maniobras comerciales de algunas las empresas para generar mejoras o cambios trascendentales.

En síntesis, el benchmarking sirve para comparar métricas estandarizadas, tanto a nivel internacional como nacional, con el objetivo de verificar cuáles son los niveles de excelencia de una empresa en comparación a otra. Es un indicador de medición que ha tenido un gran impacto en las empresas días y sobre todo, en el mundo del marketing digital.

¿Cuál es la importancia de hacer benchmarking?

La importancia de hacer benchmarking hoy en día, radica en la facilidad que le brinda a las empresas, de detectar a tiempo las tendencias del mercado y conocer cuáles son las técnicas que están llevando a cabo otros, para sobresalir ante los demás. Esto le permitirá a las empresas corregir y mejorar a tiempo, su comunicación hacia el público. Saber cómo están interactuando otras empresas con sus comunidades, puede dar un indicio de cómo se debe comenzar a hacerlo.

Por supuesto, sin que tu ejercicio comprensivo, tenga como resultado una vil copia. Debes adaptar lo que aprendiste, a las características de tu empresa, sin que ésto interfiera abruptamente en tu idea. Recuerda que todo se trata de realizar prácticas que empíricamente, ya tuvieron éxito de alguna forma.

En este sentido, hacer benchmarking es importante porque te permite conocer a mayor profundidad, las ventajas y desventajas de hacer ciertos procedimientos. Ya que puedes comprobar a través de la historia de otros, cuán efectivas fueron o no.

En conclusión, el benchmarking ha tenido un gran protagonismo en el mundo del mercadeo porque le brinda ventajas y herramientas a las empresas, de adecuar sus principios comerciales a las tendencias del mercado. Los consumidores ahora tienen el poder de guiar a las empresas por el camino que ellos desean transitar y éstas, siempre están en la constante búsqueda de la excelencia, comparando su desempeño con el de otras empresas exitosas.

Únete a la conversación, te invitamos a compartir este artículo.

No Comments
Post a Comment

Recibe artículos de marketing directamente en tu correo electrónico.